El embargo al alcalde de Sincelejo llega a la Fiscalía y la Procuraduría

588
Jacobo Quessep Espinosa, alcalde de Sincelejo. Foto: Alcaldía de Sincelejo.

Una denuncia en la Fiscalía y una queja ante la Procuraduría fueron instauradas por Dicare Inversiones Limitada, firma que promovió el embargo por $2.500 millones contra el alcalde de Sincelejo, Jacobo Quessep Espinosa.

El motivo: Dicare cree que el alcalde y su esposa han impedido que se haga efectivo el embargo, y particularmente sobre él, que ha injuriado y calumniado a esa firma en declaraciones a medios.

La denuncia contra el mandatario es por los delitos de concierto para delinquir, fraude procesal, fraude a resolución judicial, así como injuria y calumnia indirecta, de los que también responsabilizan a su esposa, excepto de los dos últimos.

«Le solicito imputar a los señores descritos anteriormente, y solicitar que el juez de control de garantías le imponga una medida de aseguramiento en tanto se trata de delitos graves, plurales, a título de dolo, contra la recta impartición de justicia», se lee en la denuncia.

Lee aquí la denuncia.

Aunque aclara que la esposa del mandatario no es funcionaria, reprocha que «obstaculiza» y «miente en una diligencia judicial para evitar la eficiencia y eficacia» judicial.

Lo anterior porque la primera dama aseguró el 19 de octubre, cuando el juzgado que lleva el caso decretó el secuestre y embargo de bienes, que estos eran de propiedad de ella y no del alcalde.

La diligencia fue en el apartamento 602 del edificio Galilea, en el barrio Venecia, de Sincelejo.

En la Procuraduría

La queja instaurada en la Procuraduría solicita que el alcalde de Sincelejo, su esposa y dos funcionarias de la Alcaldía sean vinculadas a procesos disciplinarios.

En el caso del alcalde, que sea suspendido provisionalmente del cargo por «dilatar» el embargo y obstruir la justicia.

Lee aquí la queja.

En el caso de su esposa, que sea separada de las funciones de gestora social y administradora de bienes públicos, por el mismo motivo.

Y sobre las dos funcionarias de la Alcaldía, que sean suspendidas, al igual que sus contratos por considerar que su comportamiento como empleadas públicas ha contribuido a que el embargo no progrese.

Las respuestas reiteradas del alcalde de Sincelejo por este caso, es que no debe la suma mencionada y que es sospechoso que hayan promovido este embargo en su contra, después de que de la casa de su padre fueran robados unos títulos valores. Es precisamente por esto último que Dicare lo señala de injuria y calumnia indirectas.

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

Ingresa tu comentario
Por favor, ingrese su nombre aquí